Home FISIOevidente Patologías BURSITIS

BURSITIS

Podemos definir esta lesión, como la inflamación de la bursa, la cual es una pequeña bolsa de líquido que protege las uniones de los huesos y otras partes del cuerpo como los músculos. Esta inflamación se puede producir por el uso muy repetido de un movimiento, por golpes, por presionar durante mucho tiempo en un punto, o a causa de una herida infectada. Esto da lugar a la inflamación, lo que hace que roce con el músculo, y al irritarse genera dolor. Los síntomas más comunes son: hinchazón de la articulación, dolor, color de la piel más rojizo y calor en la zona.
Las zonas donde más suelen aparecer son: hombro, codo, rodilla, cadera, y tobillo.
Las formas de evaluar esta patología son: hacer una inspección, cuya función será la de encontrar los signos que hemos nombrado antes; rayos x, con la intención de descartar artritis y malformaciones de los huesos; sacar líquido de la bursa, para descartar una infección.
A la hora de llevar a cabo el tratamiento, hay que distinguir la causa de la lesión, ya que el tratamiento dependerá de ello.
Si la lesión es producida por movimientos repetidos, golpe, o presión en el punto de unión de huesos, el tratamiento que haremos estará compuesto por: reposo, hielo, medicamentos que bajan la inflamación e inyecciones para mejorar la actividad de los tejidos. Cuando empiece a mejorar, poco a poco se comenzará a realizar ejercicio de forma cuidadosa con el objetivo de que no vuelva a surgir el dolor.
Si la lesión es producida por una infección el tratamiento estará compuesto por: medicamentos que quiten la infección y sacar el líquido de la bursa con una aguja cada tres días hasta que se ausenten los síntomas. En el caso de que esto no funcione, se hará una pequeña cirugía, para quitar la bursa o el líquido infectado.

Fdo. Jaime Cuerpo Bonilla

Estudiante de 4º de Fisioterapia. La Salle

Referencias:
1- Ce´dric Perez1 ET AL. Infectious olecranon and patellar bursitis: short-course adjuvant antibiotic therapy is not a risk factor for recurrence in adult hospitalized patients: Journal of Antimicrob Chemotherapy 2010; 65: 1008–1014
2- S. P. Cohen ET AL. Corticosteroid injections for trochanteric bursitis: is fluoroscopy necessary? A pilot study. : British Journal of Anaesthesia 94 (1): 100–6 (2005)
3- Lieber SB, Fowler ML, Zhu C, Moore A, Shmerling RH, Paz Z. Clinical characteristics and outcomes of septic bursitis. Infection. 2017 May 29.
4- Aaron DL, Patel A, Kayiaros S, Calfee R. Four common types of bursitis: diagnosis and management. J Am Acad Orthop Surg. 2011 Jun;19(6):359-67. Review
5- Zimmermann B 3rd, Mikolich DJ, Ho G Jr. Septic bursitis. Semin Arthritis Rheum. 1995 Jun;24(6):391-410. Review

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies